Centro de Formación

«Un mundo nuevo de posibilidades»

Son muchas las ocasiones en las que habréis visto carteles anunciando el proyecto de Centro de Formación, o fotos en redes sociales de grupos-clase en su día a día o de salidas formativas y lúdicas que realizan a lo largo del curso.

Sin embargo, ahora tenemos la oportunidad de conocer que piensan sobre el centro, sus clases, educadoras, compañeras y que les reporta su formación.

Fatiha Laghzaoui, alumna de Confección Industrial y del  Taller Pintura en tela y estarcido.

Todos los años que llevo viniendo al centro Laura Vicuña,  tanto con Maruja, en el taller de Corte y Confección, como con Alicia en Confección Industrial, me he sentido  muy feliz y satisfecha por lo mucho que he aprendido. La relación con las compañeras y profesoras es excelente, pues además de lo que te enseñan día a día, están los buenos momentos que compartimos mientras cosemos. Con el paso de los años, al llegar a casa y ver la ropa que he ido haciendo y los diferentes complementos de decoración que he hecho (cojines, toallas,…) me siento muy orgullosa. Mi marido y mis hijas me animan a que siga viniendo. Mi sueño es seguir aprendiendo para crear algún día mi propia marca de ropa.

Virtudes Valero, alumna de Corte y Confección, Informática Básica y del taller de Pintura en Tela y estarcido.

Desde hace 3 o 4 años quería aprender a coser pero por diferentes motivos no pude inscribirme. En mayo me apunté y en apenas dos meses pude ver el buen ambiente que hay. Este octubre he vuelto matricular y el venir al centro“te abre un mundo nuevo de posibilidades para formarte en diferentes ámbitos, para seguir creciendo a nivel personal y poder comunicarte con el resto de compañeras” Me siento muy orgullosa por lo que estoy aprendiendo y haciendo felices a los que me rodean.

Achraf, alumno de alfabetización:

Todo está muy bien, muy contento. La profesora muy amable y muy simpática y enseña muy bien. Quiero aprender español para poder hablar con mis compañeros del equipo de futbol y luego poder encontrar un trabajo.

Fatiha, Virtudes y Achraf son tres ejemplos de las muchas personas que acuden cada día a nuestro centro en busca de formación, escucha, amor y alegría.